Caja mensual para los consentidos del hogar

Quién: Club Guaf

Dónde: México

Ciertamente en México aún no desarrollamos la misma obsesión por las cajas de suscripción que ya hay en Estados Unidos y en Canadá. Sin embargo, ya hay algunas por ahí que se perfilan para quedarse entre las favoritas cuando el boom llegue (por que sí, llegará).

Las “subscription boxes” son un semi-nuevo modelo de negocio en el que, por un costo fijo de suscripción, recibes cada mes un paquete con ciertos productos, según el giro de la caja. Hay boxes de todo, desde productos de belleza hasta de cervezas artesanales. Hay las que envían los mismos productos a todos sus clientes y hay las que curan el contenido de acuerdo a cada usuario. Y hay las que anuncian el contenido de “la caja del mes” y las que mantienen el secreto para garantizar la sorpresa de su suscriptor.

Caja Guaf es la primera caja de suscripción que pruebo. Como en casi todo hogar DINK , nuestras mascotas son la realeza, y sus caprichos deben ser atendidos por los lacayos que somos. Es por eso que la Caja de Club Guaf era la mejor opción para iniciarme en el mundo de la suscripción mensual.

Aquí mi primer review:

La entrega llegó por Estafeta en menos de una semana. La envoltura en sí no es muy ceremoniosa: una discreta etiqueta con el logo de la marca y la caja venía ligeramente doblada, aunque los productos llegaron en perfecto estado.

Elegí la caja para perros tamaño mediano porque tengo un perro grande, uno mediano y uno chiquito (Bansky, Trapito y Toso).

El interior no me dejó nada decepcionada, había algo para cada una de las 3 pestes.

5 productos de diferentes tipos y buenas marcas (Nerf entre ellas):

1. Muñeco de peluche “orgánico” (no estoy muy segura si eso significa que le hará bien a mi perro cuando se lo coma).

2. Bebedero para viaje.

3. Pelota de hule Nerf.

4. Una “carnaza” en forma de cocodrilo hecha de vegetales (¡esto fue la sensación para una de mis pestes!)

5. Una bolsa de galletas para perro Naturance.

Sin duda, la sorpresa les encantó a las tres peludas, cada una tomó lo que más le gustó y se lo llevó a su rincón feliz a mordisquearlo como si no hubiera mañana.

Aunque “la presa orgánica” de Bansky no aguantó completa el primer día, eso se lo atribuyo a la ferocidad de mi Osa Mayor y no a la calidad del muñeco, que es fecha que no suelta ni para dormir (aunque se trate ya de un pobre harapo azul).

IMG_1560

Sin duda, creo que Caja Guaf sí te da valor por tu dinero, o al menos eso me dijeron las colas saltarinas que tengo en la casa.

La caja de Club Guaf tiene un costo de 399 pesos al mes y el envío es gratis a toda la República.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s